Juegos con dinero

Jugar con dinero puede no ser una actividad de riesgo, pero sí genera una preocupación: su posible uso problemático, por las consecuencias personales, familiares y sociales que conlleva.